Cargando contenido

Foto: Ingimage



Estudiantes de la Universidad Nacional crearon una aplicación diseñada para tener comunicación constante vía Bluetooth hasta con dos teléfonos celulares, entre la mamá y el bebé, esto con el fin de evitar los casos de muerte súbita en niños.

“El dispositivo utiliza un sensor de temperatura que debe estar en contacto permanente con el vientre, además de un acelerómetro y un giroscopio capaz de detectar cualquier tipo de movimiento”, explicó Steven Galeano, estudiante de Ingeniería Mecatrónica de la Universidad Nacional de Colombia quien diseñó el prototipo con la colaboración de estudiantes de Ingeniería Industrial, Sistemas, Electrónica y Civil.

Es así como gracias al contacto con la piel del bebé a la altura del vientre, el prototipo permite medir factores asociados con la temperatura, la respiración y la posición adecuada, un factor importante en la ocurrencia de accidentes fatales.

“Las convulsiones febriles y otras alteraciones físicas son espontáneas, y si no se atienden a tiempo pueden dejar graves secuelas en los bebés, e incluso causarles la muerte en forma repentina”, dijo Galeano.

Si se llegara a presentar alguna anomalía, como por ejemplo temperaturas por encima de 37 grados o por debajo de 35 grados, se activaría una alarma en un lapso entre 30 segundos y un minuto, según la falla.

“El acelerómetro detecta cambios de movimiento hacia arriba, de tal manera que según estos se establece la respiración del bebé, a partir de una programación del dispositivo que integra los distintos sensores empleados”, agrega el estudiante.

Se espera que un siguiente paso sea el de introducir nuevas variables para obtener información más detallada sobre los niveles de oxígeno en la sangre y pulso cardíaco, además de una lectura más precisa de la frecuencia respiratoria.

Aunque en la actualidad se trabaja con un prototipo de carácter funcional, la idea es que el dispositivo definitivo no supere unas dimensiones establecidas en 5 x 5 cm, con un grosor no mayor a los dos centímetros, de manera que se pueda acoplar sobre cualquier tipo de prenda.

Con un precio comercial estimado en 130.000 pesos, se espera que la innovación tenga gran impacto en el mercado, pues aunque existen dispositivos con características similares su precio excede los 200 dólares y deben ser importados, además de tener una utilidad más limitada a factores asociados con respiración, movimiento o temperatura.

De acuerdo con información de la Organización Mundial de la Salud, solo durante el primer semestre de este año han muerto más de 3,5 millones de niños menores de un año por muerte súbita, cifra que para el caso de Colombia corresponde a más de 5.000 bebés, según el Ministerio de Salud.