Cargando contenido

Esta práctica está asociada, en la mayoría de los casos, a conductas familiares.

Consumo de alcohol
Consumo de alcohol
Pixabay

El Observatorio de Drogas en Colombia reveló que el país y Argentina son las naciones en América Latina en donde los menores más consumen bebidas alcohólicas y sustancias psicoactivas.

Según el reporte, las mujeres entre 12 a 17 años son quienes consumen el mayor número de alcohol, con un 70 % frente a los hombres de estas mismas edades, con un 68 %. 

Javier Gómez, toxicólogo investigador criminal de la Universidad Manuela Beltrán, habló en RCN Radio sobre las prácticas que ejercen los menores para el consumo y sobre los riesgos que esto conlleva para la salud.

En Colombia hay un inicio de consumo desde los 13 años de edad, teniendo en cuenta que hay personas que inician mucho antes, lo cual depende del ambiente social y familiar en el que crece el menor", explicó. 

 "Hemos evidenciado niños que inician consumo desde los 7 años, en su mayoría alcohol, que es inducido por las propias familias durante reuniones, que desencadenan en el menor adicción posterior", precisó.

Lea también: Alrededor de 55 niñas y adolescentes son violadas en Colombia cada día

De igual manera, el especialista expuso que en cuanto a sustancias psicoactivas, se presenta un reporte de consumo de marihuana del 52 % en los estudiantes de básica primaria y bachillerato. Así como un 12 % de niños que la probaron antes de los 10  años. 

Gómez mencionó además que los niños y jóvenes llevan a cabo prácticas inusuales de consumo, para no ser detectados por las instituciones educativas y familiares. 

"Debido a que la venta de bebidas alcohólicas es prohibida para menores de 18 años, los estudiantes de colegio optan por adquirir alcohol etílico o industrial en droguerías y ferreterías, sin ninguna barrera, para posteriormente mezclarlo con otras sustancias como gaseosas, lo que se conoce como 'chamber', explicó Gómez.

De interés: Minsalud reportó 24 muertes por dengue este año en Colombia

El especialista advirtió que este tipo de mezclas genera graves problemas de salud, pues se pueden presentar una serie de afectaciones a nivel de irritación en la mucosa por donde se suministren estas sustancias, el nivel de embriaguez es mayor, si que la concentración de alcohol etílico es más alta y finalmente, se puede presentar una severa afectación neuronal".

Gómez indicó que se ha podido comprobar que varios jóvenes recurren a acciones peligrosas para la salud, con el fin de consumir sustancias sin ser detectados.

"La utilización de dispositivos como los tampones, es recurrente en los jóvenes para introducir en su cuerpo sustancias psicoactivas y alcohol. Se ha evidenciado que los hombres los utilizan por vía rectal y las mujeres por vía rectal y vaginal. Pues la mucosa de estos órganos logra absorber las propiedades del alcohol y las drogas, generando niveles de embriaguez y otros síntomas sin dejar evidencia", dijo el médico. 

Finalmente, el toxicólogo advirtió que  los signos de alarma están asociados a los cambios de conducta, el cambio de color en la piel, ojos rojos y a olores fuera de lo común. 

 

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido