Cargando contenido

El estudio concluye que las personas expuestas a las altas temperaturas bajo condiciones de pobreza, serán las más afectadas.

Calor Europa
AFP

Un estudio de Alessio Mastrucci, investigador del Instituto Internacional para el Análisis de Sistemas Aplicados (IIASA), con sede en Viena (Austia), señala que la falta de acceso a la energía en diferentes zonas del mundo está impidiendo que millones de personas puedan enfrentar las olas de calor y por ende sufran serios problemas de salud.  

Según el informe, a medida que aumentan los riesgos para la salud con las temperaturas globales, se estima que más de cuatro mil millones de personas que viven en los países en desarrollo del sur de Asia, el sudeste asiático, África subsahariana y América Latina carecen de acceso a recursos y tecnología que les permita mantener a temperaturas estables los lugares donde habitan.

Lea también: Se eleva a 22 el número de personas muertas por dengue en 2019

"Debido a su alto costo, el aire acondicionado se considera un lujo, y solo el 8 % de los 2.800 millones de personas que viven en las regiones más cálidas del mundo poseen una unidad de aire. Además, más de mil millones de personas carecen de acceso a la electricidad y al menos mil millones viven en barrios marginales, lo que dificulta el acceso a la refrigeración del espacio", señala Mastrucci en el informe.  

Una de las consecuencias que preocupa a las autoridades está relacionada con el estrés térmico o estrés por calor, una enfermedad que es peligrosa para su salud. Éste, según explican expertos, es producido por la combinación de calor ambiental, el calor metabólico interno (del cuerpo) generado por el esfuerzo (trabajo físico arduo) e indican que el resultado puede ser fatal.  

“Estimamos que, entre 1,8 y 4,1 mil millones de personas en el Sur Global, están potencialmente expuestas al estrés por calor en sus hogares”, dice Mastrucci. El experto añade que la demanda de energía para enfriar estas casas puede llegar a 14 % de la demanda de electricidad residencial actual

Le puede interesar: Habitantes de Manaure (La Guajira) por fin tienen agua potable

Los hallazgos de este estudio, según Mastrucci, aborda las brechas del enfriamiento del espacio y probablemente tenga importantes implicaciones para reducir el riesgo de muertes y disfunciones relacionadas con el calor y mejorar el bienestar de miles de millones de personas en el Sur Global.  

“La implicancia de este estudio es que el actual ODS para energía (ODS7) subestima el alcance de la pobreza energética, al considerar que varios miles de millones de personas en el Sur Global carecen de tecnologías de refrigeración accesibles y enfrentan el riesgo de impactos en la salud relacionados con el estrés por calor”, agregó. 

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido