Cargando contenido

La tinta de estas facturas contiene químicos que pueden provocar cáncer.

Comienza en firme la facturación electrónica en Colombia
Comienza en firme la facturación electrónica en Colombia
COLPRENSA

Un estudio realizado por investigadores de la Universidad de Granada, en España, reveló que la mayoría de facturas de compra que se entregan en tiendas y supermercados poseen sustancias químicas que pueden causar cáncer e infertilidad en los hombres.

De acuerdo con la investigación, estos químicos entran en contacto con las personas en la medida que se va borrando la tinta en el recibo.

Lea también: ¿Aumento de precios en Netflix también afecta a Colombia?

El estudio establece que cerca del 90 de las facturas son elaboradas con papel térmico, en el cual la tienta va desapareciendo con el pasar del tiempo y cuando esto ocurre una persona que entre en contacto con el recibo queda expuesta al bisfenol-A (BPA). Este químico es conocido por alterar el equilibrio hormonal en los seres humanos y por generar malformaciones genitourinarias, infertilidad, y cáncer en órganos dependientes de las hormonas.

En una entrevista para la prensa española, Nicolás Olea, docente de Medicina de la Universidad de Granada y principal autor de la investigación , planteó la posibilidad de utilizar un sustituto para el papel térmico en el que se imprimen los recibos. 

Le puede interesar: Germina una semilla de algodón en la Luna

"El usuario lo identifica porque se trata de esos recibos que pierden lo impreso con el tiempo y cuando vas a devolver los pantalones que te compraste, el dependiente te dice que no se ve nada", explica Olea.

La investigación, publicada en la revista Environmental Research, establecer que este tipo de papel es altamente usado en varios países del mundo.  Por este motivo es necesario elevar los controles en los sistemas de vigilancia de la toxicidad de los compuestos químicos presenten en estos artículos.

Lea además: Nueva falla de WhatsApp expone los chats del usuario ante otras personas

Nicolás Olea asegura que baja rigurosidad en estos controles pone en peligro la vida de miles de personas que trabajan como cajeros y que están permanentemente en contacto con ese papel y por ende con esa sustancia.

Ante esta situación, Olea aprovechó su entrevista para ofrecer unas recomendaciones, como evitar mezclar los recibos con la comida que hay en la cocina.  No se debe jugar con los recibos, ni escribir notas en él o guardarlos en la billetera o el bolso.

Fuente

LA FM

Encuentre más contenidos

Fin del contenido