Foto: RCN Radio

Néstor Arenas, presidente de la EPS Medimás, advirtió que de darse el traslado de un grupo de usuarios de la entidad, que hoy rondan los 4.8 millones de usuarios, la operación de la entidad se vería seriamente comprometida debido a que estaría en riesgo su operación. El directivo de esta EPS aseguró que pese a que cada mes ingresan entre 50 mil y 60 mil nuevos usuarios, en los últimos cuatro meses, 400 mil personas se desafiliaron, reduciendo la cifra con la que la entidad empezó a operar el pasado mes de agosto. “Es devolver un proceso al punto cero de inicio, pero es una dinámica que no le conviene al sistema ni a los actores del sistema, ya que Medimás le ha inyectado al sistema de salud, a la red prestadora, 1.2 billones de pesos y serían recursos que no se siguen inyectando”, señaló Arenas. Según Arena, es un tema que debe ser evaluado técnica y financieramente, "pero si la desvinculación de los usuarios sigue siendo en la dinámica que viene hasta la fecha pues claramente hace inviable la operación de la compañía”, dijo. Además, señaló que ya son 1.338 los contratos suscritos con la red prestadora de servicios de salud, 888 en el sistema contributivo y 448 en el subsidiado. Por otra parte, el doctor Jorge Gómez, uno de los socios de la empresa, dijo que esta situación se presenta en otras entidades prestadoras de salud y en ese caso de darse su intervención, la Superintendencia de salud “tendría que hacerlo también con Nueva EPS, con Coomeva, y con casi todas las EPS que tienen rendimientos más bajos que los nuestros".