Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

A partir del 17 de enero, cerca de 486 mil estudiantes regresarán a las clases en los 117 municipios no certificados de Antioquia.
Archivo

Mientras en el país los casos de coronavirus y las muertes siguen aumentando, en los últimos días se han presentado cerca de 200 muertes diarias, personas inescrupulosas siguen comercializando carnets de vacunación falsos, sin importar los contratiempos que esto trae en el manejo de la pandemia.

Le puede interesar: Investigan la sangre de quienes en toda la pandemia no se han contagiado de covid-19

Este lunes, la Policía de Cundinamarca confirmó la desarticulación de una banda dedicada a esta práctica. Según informaron, dos personas que trabajaban en una papelería de Zipaquirá vendían cerca de 50 carnets de vacunación al día por un valor de 50 mil pesos cada uno.

La Sijín de la Policía y la Fiscalía investigan otras organizaciones dedicadas a esta misma práctica, y recordaron que no solo quienes producen estos documentos están incurriendo en un delito, sino que también los compradores, por eso hicieron un llamado a la ciudadanía a vacunarse y denunciar este tipo de prácticas.

Expertos consultados, precisaron que aquellos que sean descubiertos utilizando un carné de vacunación falso incurrirían en el delito de uso de documento público falso, tipificado en el artículo 291 del Código Penal Colombiano.

Según estipula el Código Penal, "el que sin haber concurrido a la falsificación hiciere uso de documento público falso que pueda servir de prueba, incurrirá en prisión de cuatro (4) a doce (12) años".

Le puede interesar: Es posible que se acerque el fin de la pandemia en Europa: OMS

La falsificación de estos documentos preocupa a los profesionales de la salud, porque personas que no estén vacunadas, pueden mentir sobre su esquema y tener problemas a la hora de tratarlos.

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.