Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Una gastritis mal cuidada podría terminar en cáncer de estómago

Foto referencial Ingimage


La gastritis es una enfermedad, en muchos casos silenciosa, que luego de que está avanzada le genera a la persona dolores intensos, vomito y sangrados severos, y de no ser tratada a rtiempo puede convertirse en cáncer de estómago ya que afecta el sistema digestivo por diferentes factores como malos hábitos alimenticios, estrés, ansiedad y un mal manejo de los alimentos.

Existen dos tipos de gastritis, la aguda, que afecta por poco tiempo al estómago, y la gastritis crónica, la cual se mantiene por un tiempo prolongado; los síntomas severos de esta última deben ser regulados a través de medicamentos y un adecuado tratamiento de acuerdo al caso.

Ingrid Hernández, médico especialista en esta enfermedad, alerta a las personas que han pasado por alto el dolor en la parte superior del estómago asegurando que la calidad de vida de la persona desmejora cuando la enfermedad ya es crónica, incluso puede terminar en un cáncer de estómago.

"Las causas más comunes están relacionados con el mal manejo del estrés, la ingesta excesiva de medicamentos como aspirina o ibuprofeno y también con la ingesta de alcohol que irrita la boca del estómago", sostuvo Hernández.

Agregó que "cuando ya hay sangrado, que es una de las complicaciones, se producen deposiciones negras con sangre y como es una inflamación, puede producir una úlcera gástrica o hemorragias digestivas que a largo plazo se manifestarían en un cáncer de estómago".

Debido a que es una enfermedad silenciosa, las personas pueden evaluar la gravedad de su estado de gastritis antes de que hayan complicaciones de salud a través de una endoscopia, que con un cuadro hemático se hace conteo de los glóbulos y se descarta el sangrado; o con un examen coprológico que verifica que no haya sangre oculta en las deposiciones.

Sin embargo, las recomendaciones para prevenir esta enfermedad son evitar el uso prolongado de sustancias que pueden irritar el estómago como medicamentos antiinflamatorios o el alcohol y evitar al máximo el estrés, ya que es una de las causas más comunes de esta enfermedad.