Cargando contenido

Los tuits, aparentemente se enviaron desde Cloudhopper, una aplicación de mensajería móvil que la propia compañía adquirió en 2010.

Twitter
Son constantes las amenazas contra los periodistas que envían anónimos a través de Twitter.
Referencia AFP

El perfil oficial del cofundador y presidente de Twitter, Jack Dorsey, fue hackeado con varios mensajes de contenido racista y violento que permanecieron en la cuenta del directivo durante 20 minutos, hasta que fueron eliminados.

El departamento de comunicación de Twitter reconoció los hechos en un mensaje: "Somos conscientes de que @jack (nombre de usuario del presidente de la red social) se vio comprometido e investigaremos lo que ha sucedido", publicaron en su cuenta oficial.

De acuerdo con varios medios de comunicación, a primera hora de la tarde la cuenta del presidente de Twitter se llenó de mensajes con contenido ofensivo.

Lea también: Apple se disculpa por escuchas indebidas con Siri

Uno de ellos incluía un término que en EE.UU. se conoce como la "palabra N", un término que se evita pronunciar por las connotaciones profundamente insultantes y racistas que supone para la comunidad afroamericana.

Otros mensajes publicados avisaban de amenazas de bombas falsas en las propias oficinas de Twitter, al tiempo que se compartieron imágenes ofensivas con contenido discriminatorio hacia diferentes colectivos o que se burlaban de episodios históricos trágicos.

Además de ser el creador de la popular red social, Dorsey cuenta con más de 4,5 millones de seguidores Twitter, que han recibido tanto los mensajes como varios enlaces dispuestos por los hackers para que accedieran a su perfil.

De acuerdo con la publicación tecnológica The Verge, los tuits, aparentemente se enviaron desde Cloudhopper, una aplicación de mensajería móvil que la propia compañía adquirió en 2010, o a través de una interfaz que emularía la original.

Lea además: ¿Tiene iPhone? ¡Sus fotografías y localización pudieron ser pirateadas!

La misma fuente señaló que los autores de este caso podrían ser el mismo grupo que atacó las cuentas de varios creadores de YouTube la semana pasada en Twitter.

Muchos de los "influencers" y "YouTubers" sugirieron entonces que sus cuentas fueron violadas después de un intercambio de sus tarjetas SIM, realizado por empleados de la compañía de comunicaciones AT&T.

En los últimos años han sido varios los casos de cuentas pirateadas y secuestradas de políticos y celebridades en la red social, que cuenta con 139 millones de usuarios diarios, según su informe financiero correspondiente al segundo trimestre, publicado en julio.

Fuente

EFE

Encuentre más contenidos

Fin del contenido