Cargando contenido

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Tong Tong, la niña robot
Tong Tong, la niña robot
Pantallazo video

Tong Tong, una creación del Instituto de Inteligencia Artificial General de Pekín (BIGAI), representa los avances que ha tenido la integración de la inteligencia artificial con capacidades humanas. Esta niña fue presentada en la exposición de tecnología "Fronteras de la Inteligencia Artificial General" en Pekín, China, Tong Tong.  

Según sus creadores, esta niña robot posee una inteligencia emocional y un comportamiento que se asemejan a los de un niño de tres o cuatro años, lo que la convierte en una entidad asimilable a un ser humano. 

Le puede interesar: ¿Soltero y buscando pareja? Estas son las apps de citas más populares en Colombia

Cuenta con una capacidad para mostrar sus emociones, aprender de forma autónoma, autoasignarse tareas y comprender las intenciones humanas. Fue diseñada para operar en un entorno virtual, Tong Tong pudo interactuar con los visitantes de la conferencia en Pekín, recibiendo asignaciones y participando en conversaciones. 

Un ejemplo concreto de sus habilidades fue cuando se le encomendó arreglar un marco de imagen en su entorno virtual y, de manera autónoma, limpió un derrame de leche sin instrucciones directas. Aunque todavía se investiga hasta qué punto es completamente autónoma, los creadores sugieren que Tong Tong es más independiente que otras inteligencias artificiales. 

Durante la exposición, Zhu Songchun, científico informático y director de BIGAI, presentó la "prueba de Tong", una nueva metodología para evaluar la inteligencia artificial general, superando la icónica prueba de Turing.  

Lea también: Empresa de ChatGPT triplicó su valor en solo 10 meses

Esta evaluación aborda una variedad de aspectos, como visión, lenguaje, cognición, movimiento, aprendizaje, así como valores y necesidades sociales, con el objetivo de desarrollar entidades de IA que comprendan el mundo real y posean una amplia gama de habilidades. 

Tong Tong se distingue por su capacidad para expresar emociones y autoasignarse tareas, ampliando así las capacidades de las inteligencias artificiales tradicionales. 

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.