Cargando contenido

El gigante tecnológico está en medio de una polémica por presuntamente ser discriminatorio con las mujeres.

En el insólito hurto se llevaron varios computadores, inclusive los de las directivas de la entidad.
En el insólito hurto se llevaron varios computadores, inclusive los de las directivas de la entidad.
Ingimage

Hace pocos meses, el gigante tecnológico Apple presentó su más reciente herramienta financiera: la Apple Card, una tarjeta lanzada en colaboración con Goldman Sachs y Mastercard, que prometía ser superior a sus competidores: más segura, al ofrecer códigos únicos para compras en línea, y más barata, sin tarifas anuales y con una tasa de interés que Apple aseguró ser más baja. 

Sin embargo, en los últimos días se dio una polémica porque varios usuarios advirtieron que la compañía habría ofrecido créditos más bajos a mujeres que a hombres aparentemente en igualdad de condiciones al estar casados, tener actividades económicas similares e incluso en ocasiones en que las mujeres tenían salarios mayores.  

Lea además: Android: lista de teléfonos inseguros y vulnerables a los hackers

David Heinemeier Hansson, influyente desarrollador danés, aseguró a través de su cuenta de Twitter que vivió la situación “sexista” con su esposa.  

"Mi esposa y yo hacemos declaraciones de impuestos conjuntas, vivimos en una propiedad compartida y llevamos mucho tiempo casados. Sin embargo, los algoritmos de Apple creen que yo merezco un límite de crédito 20 veces mayor que ella", aseguró Heinemeier.  

El creador de ‘Ruby on Rails’ y CEO de ‘Basecamp’ también explicó que en varias ocasiones se intentó comunicar con el servicio al cliente de Apple, sin embargo, los funcionarios no dieron explicaciones sobre la razón de los créditos: “No sabemos por qué, pero te juramos que nosotros no discriminamos, es simplemente el algoritmo". 

Pero ahí no pararon las denuncias. Tal fue el caso, que el propio cofundador de Apple, Steve Wozniak, también advirtió haber sido “víctima” de estos algoritmos. "Lo mismo nos pasó a nosotros. Yo obtuve hasta 10 veces más de límite de crédito. No tenemos ni cuentas, ni tarjetas de crédito, ni activos por separado", escribió en su cuenta de Twitter.  

Problemas con el algoritmo 

 

Lo que más preocupa a David Heinemeier, según anunció en sus mensajes de Twitter, es que nadie puede entender el funcionamiento del algoritmo de la Apple Card. Según explicó el CEO, este tipo de lógicas de la computación también son capaces de discriminar, así como lo hacen las personas.  

Lea también: China no se detiene: llegó la tecnología 5G pero ya preparan la 6G

“Toda la gente con la que he hablado tanto en Apple como en Goldman Sachs están TAN SEGUROS que EL ALGORITMO no está sesgado ni discrimina en forma alguna. Eso es lo que yo llamaría un buen manejo de la disonancia cognitiva", indicó. 

 

Las reacciones de Goldman Sachs 

 

Por su parte, Goldman Sachs, el gigante bancario que emite la tarjeta, explicó en medio de la polémica que cada solicitud toma en cuenta factores como la puntuación de crédito, cuánta deuda tiene la persona y cómo se ha gestionado esa deuda. 

“No tomamos ni tomaremos decisiones basadas en factores como el género. Analizamos los ingresos y la solvencia de un individuo, que incluye factores como los puntajes de créditos personales, la cantidad de deuda que tiene y cómo se ha administrado esa deuda. En base a esos factores, es posible que dos miembros de la familia reciban decisiones crediticias significativamente diferentes”, aseguraron.  

Hasta el momento Apple no ha hecho ningún anuncio al respecto.  

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido