Cargando contenido

Parece un riego imperceptible, pero puede conllevar a la pérdida de datos vitales.

Teléfono celular
Foto: Ingimage

Con el auge de espacios de coworking, hablar por manos libres desde su automóvil y transferir documentos de un dispositivo a otro, bluetooth puede parecer la mejor herramienta para lograr conectividad.

Sin embargo, este podría ser el hueco por donde puede ser filtrada información vital. Al dejar el bluetooth encendido, personas inescrupulosas pueden acceder a todo tipo de datos y robárselos.

A diferencia de cierta seguridad que ofrece una contraseña de WiFi, bluetooth permite el emparejamiento de dos equipos por medio de una clave de cuatro dígitos. Así pues, existen 9.999 posibilidades de números para conectarse, lo cual en el mundo informático es un proceso fácil de vulnerar.

En medio de este panorama, La FM habló con Axel Díaz, abogado senior de la firma Adalid y especialista en seguridad de la información e informática, quien habló de cómo evitar este tipo de problemas y proteger la información.

Lea también: Google admite que ha escuchado conversaciones de usuarios

¿Qué tan común es el uso de las claves 0000 y 1234?

Es bastante usual que a través de los dispositivos que trae bluetooth, las contraseñas vengan por defecto. Ello implica que al momento de emparejar cualquier dispositivo con nuestro teléfono móvil, este tenga las contraseñas 0000 o las que pongamos por defecto, que por salir del paso suelen ser 1234 o similares para hacer el emparejamiento. 

¿Qué tan frecuentemente se enfrentan a casos en los que se accede a información personal a través de bluetooth?

Es muy común que las personas acepten de fuentes externas a sus dispositivos móviles varias conexiones, esas conexiones se aprovechan de la aceptación que uno da sin haber visto qué era. Con ello, logran conseguir enviar o recibir archivos y perpetuar cualquier daño en la máquina que aceptó esa petición de conexión.

 

Teléfono celular
Cada vez son más frecuentes los casos de cibercrímenes.
Ingimage

¿Existen penalidades para quienes traten de acceder a la información de otra persona por medio de esta herramienta?

Cuando se accede a datos ajenos si la otra persona no ha aceptado, se puede considerar eventualmente como un delito informático que habría que encuadrar directamente dentro de la conducta que haya realizado el atacante.

¿Hay registros de organizaciones criminales que acudan a esta herramienta para cometer cibercrímenes?

A nivel internacional hay muchas organizaciones criminales que se dedican al robo información a través de ello. Se ha llegado a encontrar mucho malware asociado a la ruptura de las contraseñas de bluetooth para las conexiones; además, software que permite hacer monitoreo de la red de bluetooth. Bajo el protocolo, manifiestan qué personas lo tienen encendido o apagado y muchos se dedican a recolectar ese tipo de información y con ello logran directamente hacer sus cibercrímenes.

¿Qué recomendaciones se deben tener en cuenta para evitar este tipo de fraudes?

Primero, tener cuidado de dónde se abre el bluetooth. Hay que tener presente en qué lugar se encuentra.

Segundo, siempre verificar qué permiso se le da al dispositivo en el momento de la interconexión.

Tercero, en autos, aunque por defecto siempre se va a estar emitiendo una señal de conexión, configurar y cambiar la contraseña.

Finalmente, aunque no parezca importante, es mejor mantener el bluetooth apagado y así evitar la pérdida de información.

Fuente

LA FM

Encuentre más contenidos

Fin del contenido